sábado, 3 de octubre de 2015

El piloto español que persiguió un OVNI

El piloto que persiguió un OVNI

El 11 de noviembre de 1979, un avión de la compañía TAE con 109 pasajeros realizó un aterrizaje de emergencia en Manises por la presencia de un OVNI en rumbo de colisión. Inmediatamente, un caza militar despegó para interceptar el objeto. Hoy hemos hablado con el piloto de aquel Mirage, Fernando Cámara.
El "caso Manises" está considerado el suceso más relevante en la historia de la ufología española. Lo que ocurrió aquel 11 de noviembre de 1979 en Valencia, sigue sin tener una explicación razonable.

Aquella noche, el vuelo JK-297 de la ya desaparecida compañia TAE, un Supercaravelle con 109 pasajeros a bordo, tuvo que realizar un aterrizaje de emergencia en el aeropuerto de Manises.
El piloto, Saenz de Tejada, que acababa de despegar de Mallorca con rumbo a Tenerife, obervó, en torno a las once de la noche, unas luces rojas que se aproximaban peligorsamente al avión. Inquieto, el piloto alertó de lo que estaba sucediendo, pero ni el centro de control de Barcelona ni el de Madrid detectaron nada en el radar.

El piloto intentó esquivar el "tráfico" que le acechaba, y ante la imposibilidad de hacerlo y la peligrosidad de la situación, decidió realizar un aterrizaje de emergencia en Manises.

Piloto de Mirage F-1 por entonces capitán del Ejército del Aire Fernando Cámara cuando vió al OVNI
Mientras solicitaba el permiso para aterrizar, sugirió la presencia de un caza militar que interceptara ese objeto.

A las 0:40 horas, un Mirage del Ejército despegó de la base de Los Llanos (Albacete), y en ocho minutos ya sobrevolaba Valencia. Su piloto, el entonces capitán del Ejército del Aire Fernando Cámara, no tardó en encontrarse con esa gran luz roja, que permanecía estática sobre el aeropuerto de Manises: "Ví la luz,  aunque mi radar no detectaba nada. Yo volaba a unos mil kilómetros por hora, y cuando la alcancé, aquella luz pasó de estar estática a volar delante de mí a la misma velocidad. Era consciente de que ese objeto me estaba detectando, porque se dispararon los sistemas de amenaza de mi avión. Pero yo solo podía verlo con mis ojos."

El caza militar pidió permiso para entrar en velocidad supersónica, pero en cuanto se acercó un poco más, el objeto igualó su velocidad. Lo persiguió hasta Zaragoza, y ahí abandonó la persecución. De regreso a Valencia, le pideron al piloto que sobrevolara la zona de Sagunto, donde también se veían unas luces extrañas: "Cuando llegué, me encontré con un disco blanco. Era muy diferente a la otra luz, pero las interferencias que producía en mi avión eran las mismas. Lo perseguí hasta la zona de Menorca, pero ante la imposibilidad de alncanzarlo y la falta de combustible, decidí volver."


El misterioso "caso Manises" tuvo un gran impacto mediático. Desclasificado por el Ejército del Aire en 1980, se han buscado muchas explicaciones al incidente, la más reciente de todas indicaba que las luces podrían ser las llamaradas de las torres de combustión de la refinería de Escombreras, junto a Cartagena.


El piloto de aquel caza, Fernando Cámara, no está de acuerdo: "Conozco muy bien Escombreras, he visto cientos de veces sus llamas desde el aire. El que dice esas cosas ni ha volado un avión ni sabe lo que estar en el aire. Sabré yo lo que ví! Además esa luz iba dirección Zaragoza y no hacia abajo..."

No hay comentarios. :

Publicar un comentario

Cash 100%